Banner 468

miércoles, 19 de junio de 2019

Unos nervios ineludibles

0 comentarios
 
Os lo confieso: hoy estaba muy nervioso. Esta mañana, sobre la hora del almuerzo, he empezado a cavilar. Ya verás como no tengo suerte. Ya verás como al final pringo. A medida que se acercaba el mediodía he ido dándole más a la cabeza. Hasta el punto de que, después de comer, me he sentado en el sofá y me he autoprohibido mirar el teléfono.

Nada. Una autoprohibición que me ha durado minutos. Al instante estaba actualizando como un energúmeno el Twitter hasta que, al final, a las 14:13h, he leído "La ida, el 25 de julio en el #RCDE Stadium. La vuelta, en Islandia o Estonia, el 1 de agosto". El periodista Iván Molero ha sido el artífice del comentario.

He tardado unos segundos en reaccionar antes de un vibrante ¡tomaaa! No estaba nervioso por el rival que nos tocara en la ya segunda ronda de la Europa League, sino en si la ida iba a ser en casa o fuera. Resulta que, después de haberlo hablado con mi jefe, de tener su permiso para coger los días necesáreos para desplazarme para ver al equipo por Europa, me di cuenta de que el viernes 26 de julio tengo un compromiso ineludible: una despedida de soltero en Granada. Sí, es ineludible. Así que si la ida llegaba a ser a domicilio, teniendo en cuenta que el partido sería sobre las 21h del jueves 25, prácticamente seguro que no hubiese tenido tiempo de volver del extranjero y estar en Barcelona a tiempo el viernes 26 para coger el vuelo a primera hora de la mañana hacia tierras andaluzas. De ahí venían mis nervios, de ver como quizá me perdía ya el primer partido que disputaría el Espanyol a domicilio.

Sin embargo, como mínimo hoy, la fortuna ha estado de mi parte, y el sorteo ha querido que el partido en Cornellá sea el día de San Jaime. El comienzo de la andadura europea será un buen regalo también para mi padre y para mi hermano.

Ahora nos encontramos en la siguiente situación: ya he avisado al jefe que para el 1 y 2 de agosto no cuente conmigo, que mi intención es estar rondando calles bien islandesas bien estonias. Y, aunque hasta el 18 de julio no sabremos dónde nos llevará el primer (y espero que no último) avión de esta temporada, sí que sabemos que el rival al que se enfrentará el Espanyol saldrá de la eliminatoria entre el FC Starjnan islandés y el FC Levadia Tallinn estonio. Islandia me trae a la mente El faro de Dalatangi, con postales de ensueño. Estonia me lleva a pensar en la Unión Soviética. De todo ello hablaremos más adelante...